Ediciones Ámbar
 

NOTICIAS

 
ENTREVISTA A SONIA ROSSI: \
ENTREVISTA A SONIA ROSSI: 'Hay muchas universitarias que son prostitutas'

Publicado en Lavanguardia.es 23/06/09

En su libro 'Fucking Berlin' relata su experiencia como trabajadora del sexo y estudiante

Detrás del seudónimo Sonia Rossi, autora del libro Fucking Berlin (Ediciones Ámbar), se esconde la historia de una joven que por el día fue estudiante y por la noche prostituta. Esta chica, que nació en Italia y actualmente vive en Berlín, fue prostituta durante cinco años en Alemania como una opción más para ganarse la vida. Su testimonio no deja a nadie indiferente y también da a conocer una realidad a veces desconocida, como es la de la prostitución universitaria.

-¿Qué le decidió escribir el libro?
-Cuando empecé a escribirlo acababa de dejar de trabajar en la prostitución. Para mí significaba cerrar esta etapa de mi vida y también explicar una historia distinta de una prostituta. Una historia sobre una mujer que decide ser prostituta por sí misma sin que nadie la presione.


Sonia Rossi, autora del libro Fucking Berlin (Ediciones Ámbar) / Anja Weber PALABRAS CLAVE

Italia, Alemania, Rossi
-¿Por qué trabajó como prostituta?
-Por problemas de dinero. Es complicado cuando no eres más que una estudiante y no tienes cualificaciones . Había empezado a estudiar y me di cuenta de que nunca podría acabar mis estudios si estaba en un trabajo normal cobrando cinco euros por hora. Entonces busqué un trabajo que me diera más dinero para trabajar menos y poder estudiar. Empecé en una tienda erótica, luego en un salón de masajes y al final acabé en un burdel.

-¿Habría sido prostituta si no hubiera tenido problemas económicos?
-La mayoría de las prostitutas hace este trabajo por dinero. Quieren ganar más dinero lo antes posible. Si eres médico o abogado quizás puedes ganar ese dinero pero si eres peluquera o cajera no lo conseguirás. Nuca he conocido a una mujer que sea prostituta solo por tener sexo.

-Usted ha estado ejerciendo la prostitución durante cinco años. ¿Durante este tiempo no pensó en abandonar este mundo?
-Había momentos que no estuvieron mal y otros en los que tenía dudas sobre mí misma. Es muy duro tener sexo con un hombre desagradable y seguir adelante era difícil. Para mí también es complicado hablar de este tema con mi familia.

-¿Su familia lo sabe?
-Mis padres conocen el libro y un poco mi historia pero no hablamos mucho de ello. No quieren creer que yo fui prostituta durante cinco años. De la ciudad italiana de donde vengo prácticamente nadie conoce este libro.

-Según su experiencia, ¿la prostitución de jóvenes y estudiantes está en aumento o no?
-Conocí a otras estudiantes cuando trabajé en el burdel. Hay muchas universitarias que son prostitutas pero también hay mucho cuidado y en la universidad no se habla de ello porque muchas tienen miedo de perder una oportunidad académica.

-¿La prostitución sigue siendo uno de los grandes tabúes en nuestra sociedad?
-Por supuesto que tengo buenos amigos y con ellos puedo hablar. Mi novio también lo sabe. Pero los compañeros de trabajo no saben nada de mi pasado porque luego no te toman en serio. Pese a que a lo mejor algunos se muestran tolerantes con las prostitutas cuando tienen una delante es distinto y empiezan a tener vergüenza.

-¿Cree que la sociedad no es tolerante con las prostitutas?
-Depende. Si hablan de forma general sobre la prostitución hay gente que es tolerante pero si una hermana o una vecina es prostituta ya no lo es. Y eso es lo que me perturba. Por esto también escribí el libro para que la gente entendiera que las prostitutas tienen otros planes de vida más que estar en un burdel. Las prostitutas pueden ser mujeres inteligentes y no tienen porque ser adictas a la droga.

-¿Ha cambiado su percepción sobre la prostitución antes y después de conocer este mundo?
-Sí. Al principio no tenía experiencia con prostitutas y tenía miedo de las mujeres que iba a conocer. También tenía la idea de que muchas mujeres probablemente se drogaban o tenían chulos que les pegaban y le cogían el dinero. Esto en general no es así. Lo que nunca habría pensado es que hubiera tantas mujeres corrientes que hacen este trabajo como madres o mujeres que entre semana tienen un oficio y los fines de semana trabajan como prostituta para mejorar su situación económica. Después de haber sido prostituta entendí que es una situación en la que todas podemos estar algún día.

-¿Durante este tiempo vivió alguna experiencia peligrosa?
-Nunca tuve problemas de violencia donde trabajé. Otras mujeres contaban que algunos clientes las habían amenazado con un arma pero a mí nunca me pasó.

-¿Y ha tenido conocimiento de la dura realidad de las mafias?
-No. La mayoría de los burdeles donde trabajé los gerentes eras mujeres. Seguro que hay influencias de mafias en algunos sitios pero en mi experiencia no.

-¿Estaría a favor de regular la prostitución?
-Por supuesto. Por ejemplo, en Italia la prostitución es ilegal, lo que significa que la mayoría de las mujeres trabaja en la calle y las mafias pueden tomar el control de la situación. Si la prostitución es legal se controla mejor. Nosotras en Berlín teníamos controles de policía. En los lugares donde la prostitución es ilegal muchas mujeres con problemas tienen miedo ir a la policía porque creen que se van a meter en líos.

-¿La crisis económica también afecta a la prostitución?
-Los hombres siempre encuentran dinero para ir de prostitutas incluso en tiempos de crisis. Aunque actualmente no puedo decir si los burdeles tienen problemas financieros o no cuando yo estaba sí que los había. También puede ser que tanto hombres como mujeres que no puedan encontrar un trabajo por la crisis consideren trabajar en la prostitución para mejorar su situación económica.

-¿La prostitución es necesaria hoy en día en nuestra sociedad?
-Sí y creo que si no hubiera prostitutas habría más violencia contra las mujeres y violaciones. Siempre han existido las prostitutas y continuarán existiendo.

-¿En el futuro tiene pensado volver a trabajar como prostituta?
-No.

-¿Cuáles son sus planes de futuro?
-He acabado mis estudios universitarios y ahora tengo un trabajo. También estoy pensando en escribir otro libro.

-¿De qué irá?
-De lo difícil que es encontrar un hombre ideal después de haber sido prostituta. ¡Al final lo encontré tras muchas citas!

Descargar PDF Imprimir notícia
 
Ficha del libro
No existen libros que coincidan con tu búsqueda.
 
Ediciones ÁmbarEditorial AmbarEditorial Ambar
© Ediciones Ámbar, S.L., 2017. Todos los derechos reservados   |  Nota Legal   |  Mapa de la Web   |  Contactar website: dommia
Diseño Web
Dommia Soluciones Internet
c/ Lepant, 326, Entlo. 1, Desp. 2
08025 - Barcelona
Tel. 902 024 678 | +34 936 241 455
Portfolio visible en: www.dommia.es